Reflexiones remotas

Pablo Sala

Hace no mucho más de una semana que desde nuestra cuenta en Twitter (@_twy_) lanzamos una encuesta para preguntaros vuestra opinión sobre el trabajo en remoto y supongo que a muchos os pasa lo mismo que a nosotros, parece que han pasado meses.  Todo ha cambiado en pocos días y hemos pasado por un abrupto proceso de confinamiento y solidaridad. Las respuestas han evolucionado los últimos días por el mero hecho de que el trabajo en remoto y el confinamiento no son lo mismo y a que tener a los niños en casa en la jornada laboral matiza muchos de los aspectos del teletrabajo. 

infografia-encuesta-covid-thinking_dibujos_comprimida_v2

Después de leer vuestras respuestas nos gustaría compartir algunas reflexiones sobre vuestros comentarios:

 

Herramientas hay muchas… pero menos es más

Uno de los factores más comentados en vuestras respuestas ha sido la importancia del manejo de las herramientas adecuadas para poder realizar el trabajo en remoto, para comunicarse adecuadamente y también para acceder a la misma información desde casa que tenemos disponible en nuestro puesto de trabajo. Dada la gran variedad de herramientas existentes en el mercado, mencionáis que la unificación de las herramientas y el conocimiento del manejo de las mismas por todos los miembros del equipo es una de las claves para que se produzca esta fluidez en su uso. 

En este caso «menos es más» y es mejor disponer de unas pocas herramientas que todos sepamos usar, que disponer de una gran variedad de herramientas en las que no todos tenemos el mismo grado de soltura o conocimiento. Entender y hacer explícito para qué vamos a usar cada canal de comunicación y poner a disposición del equipo esos canales de forma sencilla es una de las claves para empezar a trabajar en remoto de forma efectiva. Además, no solo debemos centrarnos en el uso de estas herramientas para la organización y gestión del trabajo, sino que muchos mencionáis que debemos de ponerlas también a disposición de la generación de entornos de relación personal.

 

Remoto sí pero… alternando con presencial

En muchos casos nos habéis comentado que el trabajo en remoto es una alternativa que no sustituye totalmente al trabajo presencial,  preferís tenerlo como una opción. Cada persona tiene sus necesidades de socialización y de contacto personal. Incluso los que teletrabajáis la  mayor parte del tiempo durante la semana siempre veis necesario disponer de cierto tiempo presencial con los compañeros.

 

Flexibilidad, conciliación y ahorro de tiempo

Coincidís la mayoría en que el trabajo en remoto es uno de los factores que más permite una mayor flexibilidad laboral real y, por tanto, una mayor conciliación de la vida laboral con la personal, es indudable que los ahorros en transporte (¡incluso el beneficio que esto provoca en el medio ambiente!)  y los tiempos muertos que se producen en el trabajo pueden ser mucho menores trabajando en remoto y pueden ser dedicados a otros asuntos que nuestra vida personal requiere. 

Muchos habéis mencionado que el trabajo en remoto puede generar costes adicionales al trabajador, en cuanto a conectividad y energía.

 

Autodisciplina, concentración y eficiencia

Muchos de vosotros comentáis la necesidad de hacer un ejercicio de autodisciplina aún mayor cuando estáis teletrabajando. Utilizar determinadas pautas «higiénicas» del teletrabajo como  buscar un espacio en casa para trabajar es un factor muy comentado, cosa que no siempre es factible según muchos comentarios. Bloquear franjas de tiempo para cada tarea, quitarse el pijama y tener una rutina diaria,  entre otras cosas, son necesarios para que los efectos del trabajo en remoto sean los adecuados, cuando esto ocurre todos estáis de acuerdo en que se mejora en la capacidad de concentración, se reducen las interrupciones y aumenta la eficiencia en las tareas muy por encima de la que se produce en el trabajo presencial, logrando una mayor productividad.

Ahora bien, desde que el COVID19  ha mandado a los chavales a casa, se ha generado un hándicap adicional a los que tenemos hijos nada despreciable; ahora tenemos otras responsabilidades en el hogar durante nuestra jornada laboral que nos requieren más dedicación.

 

Confianza y compromiso

Un gran tema, para muchos de vosotros, es la confianza y el compromiso del equipo como  clave en todo este asunto. Confiar en la autonomía y la responsabilidad del equipo y de todos sus miembros es un ejercicio imprescindible para poder ser productivo en el trabajo en remoto, de lo contrario puede provocar un exceso de control de presencia del trabajo en remoto, lo que reduciría la mayoría de ventajas que el teletrabajo puede tener para la empresa y los trabajadores. Apostar por un trabajo por objetivos, la transparencia y confiar en la responsabilidad de los miembros del equipo se vuelve un básico para todos.

Relaciones personales

Si bien con las herramientas de trabajo en remoto podemos seguir conectados con los compañeros de trabajo, consideráis necesario el poder trabajar presencialmente ya que en remoto se pierden aspectos de esa relación. Adicionalmente algunos de vosotros nos apuntáis que, a la hora de establecer relaciones con nuevas personas, es donde estas herramientas tienen margen de mejora.

También las respuestas cambian cuando hablamos de las relaciones con cliente, en este sentido alguno de vosotros veis cierta dificultad cuando trabajáis en remoto para contactar y ver a los clientes.

Mayor claridad de objetivos

Hemos recibido muchos comentarios sobre la necesidad de prestar aún más atención a que el equipo tenga más claridad en sus objetivos y con mayor frecuencia, a cuáles son las tareas y los plazos de entrega. Sumando a esto, pensáis que debe existir más claridad en torno a los protocolos de comunicación y a las herramientas a utilizar. Si los equipos trabajan en remoto la necesidad de sincronización se incrementan.

 

Más talento accesible para las empresas

Otros factores que nos habéis mencionado es la mayor capacidad de movilidad geográfica de los trabajadores y que el trabajo en remoto abre posibilidades a las empresas de poder acceder  mayor variedad de talento.

En definitiva, supongo que ahora que llevamos un tiempo trabajando en remoto por las circunstancias, tendremos todos un mayor nivel de consciencia y aprendizaje de las oportunidades y retos que supone. Nosotros mismos que hemos teletrabajado desde nuestro inicio, estamos aprendiendo muchas cosas con la situación actual. La mayoría de vosotros pensáis que debería apostarse más por potenciarlo. La situación actual es para algunos de vosotros una oportunidad de demostrar que se puede hacer.  

Leer vuestras respuestas ha sido un ejercicio de aprendizaje maravilloso, ¡muchísimas gracias por vuestra generosidad!

#YoMeQuedoEnCasa

Showing 6 comments
  • Jeselys Hernandez Moya
    Responder

    Hola thinkers,

    Ahora que lo miro sería interesante conocer las áreas de trabajo des personas. Muchas empresas siguen siendo muy muy tradicional en la forma de trabajo.

    • Pablo Sala
      Pablo Sala
      Responder

      Hola Jeselys,
      Efectivamente en la encuesta no hay segmentación y es muy abierta por ese motivo. Tienes toda la razón en que estos días nos estamos encontrando muchísima diversidad en los equipos que estamos acompañando , desde gente super pro con las herramientas, hasta equipos que no disponían ni de portatil para conectarse desde sus casas. Esto está poniendo patas arriba muchas empresas y muchas creencias sobre el trabajo en remoto de las organizaciones, Gracias infinitas por los comentarios.

  • Kilber Garcia del Aguila
    Responder

    Estimado Pablo, también acá en Tacna – Perú confinados y distanciados por el Covid-19, aprovechando al máximo esta situación, para estudiar y hacer las tareas pendientes de la casa y del trabajo , junto a los hijos y la familia. Agradecer al mismo tiempo la valiosa información de Thinking With You. Me gusta mucho conocer más nuevas técnicas empresariales, a través del pensamiento visual, diseño del pensamiento y otras técnicas.

    • Pablo Sala
      Pablo Sala
      Responder

      Gracias por tus palabras. Una de las cosas que muchas personas están repitiendo en esta época es #aprendizaje. Esperemos que estos momentos tan difíciles nos sirvan para reflexionar y aprender a nivel comunitario.Un fuerte abrazo a ti y a toda tu gente de Peru del otro lado del charquito.

pingbacks / trackbacks
  • […] Con la llegada del COVID-19 todo el mundo está viviendo y afrontando momentos complicados y, como no, en TWY también contamos ya con nuestras propias vivencias al respecto desde el reto que supone adaptarnos, a nuestra manera, a este cambio de contexto sin precedentes.  […]

  • […] una encuesta que realizamos desde Thinking With You al inicio del confinamiento sobre el teletrabajo, vimos […]

Dejar un comentario

Contacto

Si crees que podemos ayudarte, o simplemente te apetece charlar y conocernos, ¡escríbenos!

Not readable? Change text. captcha txt
Cómo estamos viviendo el covid-19 en Thinking With You